Si lo utilizas avisa

Todas las fotografías y poemas publicados en este Blog han sido realizados por Rosa Mª García Vázquez. Se permite la publicación de ambas (poemas y fotografías) siempre que en los créditos correspondientes haga referencia a "Tesela" y a su autora, bajo el expreso conocimiento previo de ésta. Queda prohibido lucrarse con los contenidos publicados en este Blog.

rosamigarcia@yahoo.es

jueves, 31 de mayo de 2007

Mi casa







Nací en un piso de los primeros años del constructivismo que había sido el hogar de mis abuelos y después de mis padres.



Cuando me casé me fui a vivir a un piso de protección oficial que compré por barato y como inversión y que jamás pensé que fuera mi vivienda definitiva. Las cosas se fueron complicando (tuve hijos y cada vez más deudas y menor poder adquisitivo) con lo que a mis 49 años seguía sin tener un verdadero hogar.



Pero quien la sigue la consigue, y heme aquí, que en la segunda mitad de mi vida he encontrado mi lugar.



El municipio más pequeño de Huelva tiene una vecina nueva que pasea por sus veredas, escucha a sus pájaros, vuela con la brisa entre sus chopos, despierta entre sus manzanos, dibuja los erizos de sus castaños y se pierde en sus bosques recogiendo gurumelos, tanas y tentullos.



Creo que he encontrado mi casa.


Se dibuja una sonrisa en mi cara, cierro los ojos y sueño despierta:Es mi hogar.
"La primavera es amarilla
entre Aracena y Sevilla"
Amarilla mimosa,
amarilla aulaga.
-¿Y ese toque de azul?
- Es el romero que huele a blues.
Retama, margarita
tomillo y jara...
Y es que...
"La primavera es amarilla
entre Aracena y Sevilla"



3 comentarios:

  1. Nunca es tarde para encontrar tu sitio!!
    Huelva....aún lo tengo pendiente, tengo que visitarlo...pero sé seguro que debe ser increible

    ResponderEliminar
  2. Rocio,tienes un nombre muy ligado a Huelva,por si no lo sabías.

    Rosa,a mí también me gusta toda la belleza que rodea tu casa,por dentro y por fuera...
    Tu casa eres tú.:-)

    ResponderEliminar
  3. Que bello es tu lugar en el mundo, tu hogar.

    ResponderEliminar

Alguien habrá que algo dirá.